Dietas Milagro

dietas-milagro¿Cuántas veces nos hemos propuesto ponernos a dieta? En la época de primavera-verano más aún. Pero ¿son seguras todas las que existen en el mercado? ¿Qué peligros tienen algunas de ellas en nuestra salud?

Muchas nos dicen que pierdes peso de forma rápida y sin esfuerzo, pero a costa de qué. Estas son las llamadas “Dietas milagro” que sin ningún tipo de evidencia científica te prometen grandes resultados.

Hay diferentes tipos, disociadas, hiperproteicas, etc. pero todas coinciden en una pérdida rápida que fundamentalmente es agua y músculo en vez de grasa que sería lo adecuado.

La mayoría eliminan alimentos que son necesarios en nuestra alimentación y por tanto conlleva riesgos tales como la falta de nutrientes, aumento del riesgo cardiovascular, problemas de hígado y riñón, mareos, debilidad en las uñas y algunos cambios como puede ser la caída del pelo, la astenia y el mal humor y todo con un coste económico bastante alto en muchas de ellas.

Además, como la restricción calórica suele ser severa y no existe la educación alimentaria adecuada, el efecto “yo-yo” o rebote en estas dietas está presente.yoyo

Un ejemplo es el método Dukan, clasificada como dieta milagro por el Ministerio de Sanidad. Es hiperproteica y carece de fundamento científico.

Promete resultados “rápidos” y “mágicos”, prohíbe el consumo de un grupo o algún alimento según la fase en la que te encuentres como las frutas y las verduras que son necesarias, tiene un listado de alimentos buenos o malos, aconseja productos dietéticos a los que se les atribuyen propiedades extraordinarias, etc. son características típicas de dieta fraudulenta que cumple.

Aún así, lo más peligroso, sigue siendo los riesgos que ocasiona. Prolongado en el tiempo, una alimentación alta en proteínas y baja en hidratos de carbono como es este caso, está asociada con un aumento en la mortalidad, a enfermedades crónicas como osteoporosis, cálculos renales, insuficiencia renal, cáncer, enfermedades cardiovasculares y otros como alteraciones psicológicas, hormonales o crecimiento.

piramide-alimentaria-senc

En definitiva, una dieta correcta debería ser adecuada a nuestras necesidades, ritmos de vida y gustos, aportando todos los nutrientes, con una bajada progresiva de peso y posteriormente mantenerlo. Corrigiendo los errores alimenticios y realizar ejercicio físico.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s